Descubre estas curiosidades sobre la barriga de embarazada

Descubre estas curiosidades sobre la barriga de embarazada

En una mujer embarazada, la barriga es el principal signo de identidad y uno de los síntomas de embarazo más comunes. Sobre todo si es primeriza, la futura mamá desea que su embarazo evolucione de forma adecuada y que su tripa se haga evidente al resto del mundo. Al ser algo tan evidente, existen muchos mitos sobre el tamaño, la forma y la altura de la barriga de la embarazada.

Son muchas las curiosidades que existen sobre la barriga de embarazada. A continuación te vamos a ofrecer algunas de las más comunes y que deberías conocer para cuando te quedes embarazada o por si ya lo estás.

¿Cuándo se empieza a notar la barriga de embarazada?

Según van pasando las semanas y se llega al segundo trimestre, la futura mamá se empieza a impacientar. El embarazo evoluciona de forma adecuada pero no percibe el crecimiento de su barriga y aparecen las dudas pero, tranquila, porque esto es algo normal.

En el primer trimestre te sentirás hinchada y notarás más tripa de la habitual pero esto es algo subjetivo. Lo notarás tú pero no se hace evidente para los demás. Esto es debido a que el útero va creciendo lentamente y aún se encuentra por debajo del ombligo.

La barriga de embarazada no comienza a hacerse evidente hasta el cuarto mes (entre las 16 y las 20 semanas) y los movimientos fetales en torno a la semana 20. Eso sí, en la aparición de la tripa también influyen características maternas como el peso, altura y constitución, así como si has tenido embarazos previos o no.

Forma de la barriga

El principal mito es que si la barriga es redonda es niña y si es puntiaguada niño. Este es el mito más común que se transmite de generación en generación. Esta afirmación no presenta base científica alguna y la posibilidad de acierto es del 50% (la misma que si no miras la barriga).

La forma de la tripa está influida por muchos factores como el tamaño del feto, número de hijos, complexión materna y la colocación del bebé en relación con la pelvis materna.

Barriga de embarazada dura

El útero es un músculo y, de forma fisiológica, se va preparando para el momento del parto. Esta es su forma de tonificarse y coger fuerza. Así que será normal tener sensación de tripa dura en algunos momentos, sobre todo al final del día y, sobre todo, si has vivido un día estresante. En este momento deberás hidratarte con un gran vaso de agua y esa sensación desaparecerá.

Tamaño normal o no

Aunque puedas pensarlo, el tamaño de la tripa no guarda una relación directamente proporcional con el tamaño del bebé. En esto influyen multitud de factores como las semanas de embarazo; constitución materna; cantidad de líquido amniótico; estado físico materno y problemas digestivos.