Datos sorprendentes sobre los recién nacidos que te harán amarlos más

Datos sorprendentes sobre los recién nacidos que te harán amarlos más

Son una belleza. Un universo aparte. Algo tan frágil, pero a la vez tan misterioso, que seguro te hacen sentir por ellos un inmenso amor, sobre todo uno de ellos es tuyo. Los recién nacidos son todo un universo por descubrir y aquí te hablaremos acerca de los detalles que los hacen seres tan sorprendentes y especiales.

Cuando nacen, los bebés tienen un total de 300 huesos los cuales irán cambiando con el paso del tiempo hasta reducirse a 206, que es el número total que tiene un cuerpo humano adulto. Por ejemplo, uno de los huesos que todavía no se desarrolla en ellos al nacer son las rodillas, las cuales se van formando con el paso de los meses.

Los bebés recién nacidos tiene al nacer unas 10 mil papilas gustativas, numero que también va reduciéndose conforme crece.

Hasta los seis meses de nacidos los bebés comenzarán a sudar, ya que antes no tiene sus glándulas sudoríparas bien desarrolladas.

El cerebro de un bebé pesa unos 350 gramos. Su cerebro corresponde al 10 por ciento de su peso, mientras que su cabeza corresponde a un cuarto de su peso total.

recien nacidos

¡Más detalles hermosos sobre los recién nacidos!

Los ojos de un bebé van cambiando con el paso del tiempo. Será a partir de los seis meses cuando adquieran su color definitivo. La melanina es el pigmento que les da el color definitivo y se va activando conforme los bebés van siendo expuestos a la luz solar.

El corazón de los recién nacidos es un órgano bastante acelerado: late de 130 a 160 veces por minuto, casi el doble de palpitaciones que un adulto.

El bebé comienza a explorar el mundo a través de los sentidos del tacto y la boca, por ello es que cuando son bebés de meses suelen introducirse todos los objetos a su boca.

Un bebé reconoce a su madre durante sus primeros meses de vida a través del olfato, pues capta su aroma y el de la leche materna. Después será a través de la vista cuando reconozca a las personas que lo rodean.

El ácido fólico y el Omega 3 son dos elementos que conviene que la mujer embarazada tome durante los nueve meses en que esperará a su bebé para proporcionarle muchos de los nutrientes esenciales que requiere para nacer fuerte y sano.

OTROS TEMAS DE INTERÉS:

CONSEJOS SENCILLOS Y VALIOSOS PARA PADRES PRIMERIZOS

6 SEÑALES DE QUE TU BEBÉ ESTA EN PERFECTO ESTADO DE SALUD